24 de junio de 2013

El boxeo avilesino se viste de oro

> Los dos púgiles locales lideran la fantástica actuación de Asturias, que completó su botín con dos bronces
> Héctor Brea y Johana Suárez, en más alto del podio en el campeonato de España

El boxeo asturiano está en alza y en particular el avilesino, que firmó las dos medallas de oro de la selección autonómica en los recientes campeonatos de España, disputados en la localidad murciana de Los Alcázares. Héctor Brea y Johana Suárez lideraron al combinado regional, integrado por once púgiles, cuyo botín se completó con otros seis metales, estos de bronce. Óliver Sánchez, preparador del Asturbox de Gijón estuvo al frente del equipo.
Una buena cosecha de una generación de deportistas que trata de abrirse camino en el difícil mundo del boxeo, que aún se cultiva con esmero sobre todo en clubes gijoneses y en el Toa de Avilés, con el dinámico Rubi al pie del cañón.
Y el buen trabajo que se realiza ha comenzado a dar resultados de fuste. Tras la explosión del dominicano Jonathan Alonso, otros jóvenes boxeadores están abriendo puertas con sus buenas actuaciones en los rings. La última en Murcia, donde Asturias se dejó notar pese a ser una comunidad pequeña. Dos oros y seis bronces lo refrendan.
Héctor Brea es un avilesino del peso ligero cuya progresión viene avalada por sus resultados en estos campeonatos nacionales. Fue plata en 2011, bronce en 2012 y, por fin, oro, campeón de España en 2013, hace una semana. Su mentor, Rubi, habla maravillas de Héctor, al que augura un buen futuro «por sus cualidades pugilísticas y la capacidad de sacrificio para asumir el trabajo diario para progresar».
Héctor Brea realizó un campeonato impecable en la categoría con más aspirantes, la del peso ligero (60 kilos), despachando en octavos de final al vasco Peio Etxebarria, a los puntos por decisión unánime de los jueces, de la misma forma que dejó fuera en cuartos al castellano manchego Cristian Molina y en semifinales al andaluz José M. Pacheco, en el que fue uno de los mejores combates del campeonato.
Ya en la pelea por el oro, el avilesino del Toa se impuso al valenciano Raúl Martínez a los puntos en el segundo asalto, ya que el combate se tuvo que suspender por un corte en la ceja de Héctor Brea provocada por su rival en una acción indebida. El avilesino puso así la rúbrica a una excelente actuación ante los mejores púgiles españoles de su peso, y queda para la historia conseguir el oro para Avilés, cuyo último precedente «data de 1985», destaca Rubi, el responsable del Gimnasio Toa.

Puños femeninos
Si difícil es abrirse camino en este deporte para los chicos, hay que ponerse en la piel de las mujeres en un país en el que el boxeo femenino está en pañales. En Avilés las chicas están dando mucho que hablar y tres medallas en estos campeonatos lo rubrican. Una de ellas fue la de oro de Johana Suárez, que se ejercita en el Asturbox y que lucha en el peso minimosca (48 kilos).
'Nani', su apodo en el mundillo, venció en semifinales a la castellano manchega Beatriz Gómez y en la final a la canaria Yolanda Ramos. En ambas peleas se impuso a los puntos por decisiones unánimes. Un oro histórico para el boxeo femenino en Avilés, que aún pudo disfrutar de dos medallas más, ambas de bronce como semifinalistas. Yolanda Pardo, del peso mosca (51 kilos), cayó en la pelea por la final ante Ana Casanova, de Castilla La Mancha, con división de opiniones en la decisión de los jueces. Su compañera del Toa, Aroa de la Ballina, del peso superligero (64 kilos) perdió una semifinal muy igualada con la balear Carmen Rivero.
La actuación de los avilesinos se completó con otro bronce, el de Fernando Díaz, del peso mosca (52 kilos). Perdió en 'semis' ante el canario Álvaro Tierno. Por su parte, Carlos Ferrao, que milita en el Asturbox, perdió por lesión por un cabezazo del madrileño David Orgaz, en el peso gallo (56 kilos).

Asturias sumó otros tres metales de bronce, a cargo de Pablo Menéndez, del Gimnasio Tíbet, en el peso superligero (64 kilos); David Estrada, del Deportivo Gijón, en el peso welter (75 kilos) y José Riga, del Tíbet, en el peso semipesado (81 kilos). Una completa actuación de los púgiles asturianos, que pese a las escasas ayudas destinadas a este deporte no pierden el aliento.


1 comentario: